Katanas, miradas que matan, ronins, kamis y castillos flotantes. Con estos ingredientes es inevitable pensar en una aventura fantástica en el Japón feudal. El misticismo que envuelve a toda la cultura oriental es algo para lo que muchos no tenemos cura, pero, ¿acaso alguien la busca?

Otra de las secciones de nuestro catálogo que tiene nombre propio, con tres grandes exponentes, por el momento. Esto es…

¡Samuráis en el catálogo de Yermo Ediciones!

El choque del mundo occidental con la China del siglo XIX genera una oleada de caos, guerras y violencia. Atrapado entre la lealtad y la supervivencia, entre el amor y el odio, el guerrero So-Eyon deberá demostrar sus habilidades con los sables para impedir la desaparición de las viejas tradiciones.

Antoine Ozanam y Tentacle Eye (Antoine Carrion) te ofrecen un profundo relato onírico cargado de poesía e ilustrado de modo sublime, captando entre sus colores toda esa belleza muda del continente asiático. Un cómic diferente a todo lo que has leído antes.

Okko, el ronin sin señor, recorre las tierras del Imperio de Pajan encabezando un pequeño grupo de cazadores de demonios formado por Noburo, un singular gigante que esconde su identidad tras una máscara roja, y el monje Noshin, un bonzo lunático, amante del sake y capaz de comunicarse con las fuerzas de la naturaleza.

Una de las sagas europeas ambientadas en el Japón feudal más longevas, y toda una oda al amor de su autor, Hub, por esta cultura, sus leyendas, mitología y belleza. ¡Ya puedes encontrar los cinco integrales que componen la saga en las librerías!

Un samurái y su discípulo interrumpen su viaje para ayudar a un grupo de campesinos atacados por bandidos… sin saber que una de las niñas de este grupo es la elegida para ser sacrificada en un terrible ritual sectario.

Acción y emoción por partes iguales en una aventura de Jean-François DiGiorgio y Frédéric Gênetque que combina lo mejor de los tres grandes mercados actuales: la acción del manga shonen, la espectacularidad del cómic americano y la profundidad de la bd francobelga. Además, el primer integral -de los dos publicados hasta la fecha- esconde una página triple desplegable que te dejará sin aliento.